El perdón como clave para continuar tu vida

En este video  te explico cómo puedes alcanzar el perdón hacia esa persona que te hizo daño y cómo el mismo perdón puede hacer que a tu vida llegue paz, tranquilidad y de seguro mucha felicidad.

Anuncios

5 consejos para vencer tus miedos

En este video te dos 5 consejos para que pongas en práctica si lo que quieres es eliminar de una buena vez por todas los miedos de tu vida. Si tienes miedo a hablar en público, si tienes miedo a hablar con la persona que te gusta, si tienes miedo a algún animal entonces tienes que ver este video.

La envidia mata

Desde que tengo uso de razón he pensado que la envidia es como un cáncer, quien la padece es como si tuviera una enfermedad grave que no lo deja vivir en paz, que lo mata lentamente. Cuando hay una persona envidiosa en tu vida lo notas, te das cuenta que ese personaje no tiene buenas intenciones y sabes que deberías alejarte, lo malo es que en muchas ocasiones no sabemos cómo tomar esa decisión, porque nos enseñaron a ser políticamente correctos, a permitir que cualquier tipo de personas estén en nuestras vidas sin importar el daño que hacen.

Escribo este post porque hace poco varias personas cercanas comenzaron a comentarme acerca de un personaje que estaba hablando mal de mí, obviamente a mis espaldas, porque así son los cobardes, no tienen la valentía para dar la cara. Es así como cada día me llegaba un nuevo chisme que “El Envidioso” decía no solo en privado sino que publicaba por redes sociales y les hablaba mal de mí a mis amigos y conocidos como si eso lo engrandeciera a él. Nada más lejos de la realidad, recuerda que lo que dice Pedro de Juan dice más de Pedro que de Juan.

No puedo negar que en principio sentí una rabia infinita y quería ir a decirle una cuantas verdades en la cara, pero al final me tranquilicé y comencé a reflexionar acerca del porqué una persona desconocida hace tales cosas, cómo una persona puede sentir tanto odio como para llegar a intentar dañar la reputación ajena.

Una de las primeras conclusiones a las que llegué es que el ser humano cuando es miserable necesita dañar a otros para sentirse un poco menos miserable de lo que ya es. Personas que tienen vidas que se convirtieron en un completo karma por el simple hecho de no perseguir sus sueños, por andar anhelando sueños ajenos, por querer copiar la vida de otros y no se permiten ser ellos mismos, personas que quisieran tener un poco del éxito de los demás pero al sentirse impotentes buscan destruir lo que otros hemos construido con tanto esfuerzo y sacrificio.

Lo que más sorprende es que muchas de esas personas que sienten envidia y hablan mal de los demás en muchos casos lo hacen hasta en nombre de Dios, increíble ver cómo justifican sus actos en una fe que profesan pero que al final poco ponen en práctica. Personas que con una falsa fe se aprovechan de ello para justificar sus palabras y actos de maldad.

Y es que la envidia ataca sin piedad y carcome la humanidad de quien se le atraviese, quien padece la envidia no puede hacer más que criticar e intentar destruir todo a su alrededor.

Ahora, si conoces a una persona envidiosa que hace o hizo parte de tu vida, aléjate de ella, no mereces tener a un personaje que lo único que hace es esparcir daño. Rodéate de personas que sumen, jamás que resten.

Siempre he creído firmemente que somos un reflejo de las personas que nos rodean, así que rodéate de personas de buena fe, personas que te apoyen en el camino hacia tus sueños. No permitas que alguien venga a intentar derrumbar todo lo que eres y lo que has construido, construye barreras tan altas que no pueda pasar ni el más mínimo ataque.

Ahora, que si vas por el camino del éxito créeme que ataques no van a faltar, porque como decía mi abuela “El árbol que más frutos da es al que más piedras le tiran”.

Deja a un lado lo políticamente correcto y comienza a sacar de tu vida a las personas que restan. Sin miedo, sin dolor.

Alejandro Pérez – @CangrejoPerez

Entra a ver mis videos aquí: Videos de @CangrejoPerez

En Twitter: @CangrejoPerez

En Instagram: @CangrejoPerez

En Facebook: @CangrejoPerez

Me cansé de la gente fitness

Hoy en día solo basta entrar a una red social como Instagram y encontrar un sinnúmero de publicaciones de personas que ostentan cuerpos esculturales y unas vidas tan sanas que parecieran imposibles de llevar para un mortal, pero llega ese momento en el que uno se cansa de ver tanta perfección y comienza a querer ver gente que sea más natural, personas que tengan sus curvas y no necesariamente tengan el abdomen perfecto.

Todo comienza un día en el que entro a revisar mi cuenta de Instagram y aparecen cinco posts seguidos de personas que recomiendan varios ejercicios y comidas para mantenerse en forma, coincidencialmente eran cinco cuentas diferentes por lo cual pensé que esto ya estaba llegando a niveles que jamás hubiera pensado a los que íbamos a llegar.

Tengo que confesar que tampoco es que haya sido nunca demasiado fitness aunque me ha gustado el tema de comer sano y hacer ejercicio, pero no me privo de comer alguno que otro antojo por ahí como una deliciosa hamburguesa o una irresistible empanada, alimentos que claramente no se ajustan a la dieta saludable de una persona que vive pensando en la cantidad de grasas trans y azúcar que tiene cada cosa que come.

Pero temas como la obsesión que tienen algunos personajes por no consumir nada que tenga gluten me lleva a pensar que esto ya pasa del simple querer cuidarse a un tema clínico como la Ortorexia (obsesión patológica por comer comida considerada saludable), es una grave enfermedad que no está lejos de parecerse a la anorexia o bulimia.

Pero ya dejemos de lado un tanto los conceptos extraños y hablemos también de aquellas personas que se la pasan mostrando sus cuerpos esculturales, muchas veces esculpidos en un gimnasio, pero en muchos casos también retocados por un cirujano o por el amigo Photoshop. Es una maldición que afecta a todas las clases sociales, se ven personas mostrando sus músculos y sus cuerpos definidos como si fuera lo único que tuvieran para mostrar en una foto.

Y es que la carne vende, eso está claro, pero hay gente que abusa del tema, es como si quisieran ser admirados en todo momento y lugar. Particularmente he visto personajes que suben una foto casi empelota y su ego se ve fuertemente golpeado si no reciben el número de likes que ellos esperaban.

Qué triste que el amor por uno mismo tenga que medirse por las estadísticas de una imagen que se sube a una red social, la verdad pareciera que la autoestima de estas personas es un tanto artificial, a veces inexistente.

Por otro lado hay personas que no temen mostrar su pancita y sus rollitos sin ningún tipo de vergüenza y aplaudo a estas personas, porque hacen algo diferente, muestran la naturalidad de los seres humanos y que no todos vinimos en ese empaque perfecto que muchos nos quieren vender.

Este no es un post en contra de las personas que se cuidan, este es un post a favor de quienes creemos que la naturalidad es mucho más valiosa que tener 10 mil likes en Instagram, esos que queremos que lo natural sea siempre el eje de la vida, nada de andar cohibiéndonos en lo que comemos ni de matarnos en un gimnasio para creer que solo así podremos llamar la atención del resto del planeta.

Hay mil cosas más que puedes hacer para mostrarle al mundo que tienes algo más que un lindo cuerpo para exhibir, algo así como leer, estudiar, disfrutar de la vida, viajar y compartir todo lo que aprendes y haces con el resto del planeta, que no sea una moda lo que te lleve a obsesionarte con algo que no quieres ser, de nada sirve tener el mejor cuerpo del planeta si igual por dentro eres infeliz.

Necesitamos un mundo con más gente natural, que disfrute de la vida sin necesidad de matarse en un gimnasio, que aproveche cada instante sin necesidad de estar pensando en lo que come o se deja de comer, personas que disfruten vivir sin necesidad aparentar lo que no son, personas que amen cada instante sin importar sus medidas, personas que se cuiden pero que no lo lleven al extremo de hacerlo simplemente por llamar la atención en una red social.

Escribiendo desde lo más profundo del mar,

@CangrejoPerez

Entra a ver mis video blogs aquí: Videos de @CangrejoPerez

En Twitter: @CangrejoPerez

En Instagram: @CangrejoPerez

En Facebook: @CangrejoPerez