Aprende a crear contenido de éxito para redes sociales

Las estrategias del marketing abarcan un amplio rango de posibilidades, sin embargo, hay una que llama la atención por estos días, la estrategia de contenidos. Es tal vez la mejor herramienta para captar la atención de clientes de calidad.

Muchas personas que están en el proceso de crear su marca personal o negocio se preguntan a diario, cómo crear contenidos de calidad que llamen la atención y sobre todo que haga que los seguidores interactúen con sus perfiles sociales. Muchos se dan por vencidos cuando ven que llevan un tiempo publicando y no generan las reacciones suficientes ni tienen respuesta por parte de sus comunidades, otros intentan varios métodos y ninguno les da resultados, por lo tanto, también terminan tirando la toalla.            

Sin embargo, no todo lo que tiene que ver con contenidos es tan terrible como parece, solo se trata de conocer bien a qué personas quieres apuntar y el resto viene más por un tema de sentido común que por una estrategia demasiado estructurada y complicada a la hora de crear.

Y como bien lo dije, lo primero es saber a qué público estamos apuntando, por lo tanto, valdría la pena que te hicieras preguntas como:

¿Son hombres o tal vez mujeres, adolescentes, jóvenes, millenials, mediana edad, adultos mayores, están en Colombia, México o Perú, particularmente en Bogotá, Medellín, Lima o Ciudad de México, su condición socioeconómica es alta, media o baja?                                                                                 

Es increíble cómo muchas personas que están montando su estrategia me dicen “Es que mi público es cualquier persona” o “Es que mis clientes pueden ser hombres y mujeres de cualquier edad y cualquier ciudad”, un error gigante ya que hoy en día más que nunca el tema de la segmentación y los nichos es más que importante a la hora de hacer publicidad y sobre todo vender.

Regularmente lo comparo con una relación de pareja, cuando te enamoras de alguien lo que haces es intentar conocer muy bien a esa persona para conquistarla de la mejor manera posible y que en últimas decida tener una relación contigo, pero tú no vas por ahí conociendo muy bien a muchas personas para pedirles luego que tengan una relación seria, es probable que no llegues a conocer demasiado bien a ninguna de esas personas y por lo tanto al final te vas a quedar sin el pan y sin el queso, o sea, enfocaste tus esfuerzos en tantas personas a la vez que no pudiste conquistar ni una sola.

Así mismo son las relaciones con los clientes, cuando tu comunicación es tan abierta a cualquier público que no tiene un enfoque particular, al final no terminas enamorando a nadie con tu marca ni con tus contenidos. Para poder generar resultados es necesario que te enfoques en un segmento o nicho, de ese modo los recursos económicos, el tiempo y el esfuerzo se dirigirán a un solo objetivo.

Después de definir el público al cual vas a apuntar entonces viene la parte técnica, el descubrir cuáles son los gustos y preferencias de ese grupo de personas, aunque la verdad esto es muy complicado en un negocio que apenas está comenzando ya que los recursos a invertir en un estudio de mercados son demasiado altos. Por lo cual te recomiendo que comiences observado a tus amigos y familiares que cumplen con las características del segmento, por ejemplo, si estás apuntando a mujeres entre los 18 y 24 años entonces busca a esas primas, hermanas o amigas que estarían dispuestas a resolver un cuestionario básico acerca de su estilo de vida, o simplemente revisa las redes sociales de personas que cumplan con las características del segmento y allí comenzarás a obtener información del lenguaje que usan y las actividades que realizan con regularidad.

Cuando tengas claras las características, gustos y preferencias de tus clientes potenciales entonces viene la parte de la creación de la estrategia de contenidos, en la cual vas a especificar el lenguaje, tono, tipo de publicaciones, cada cuánto vas a publicar, tipos de contenidos propios, qué contenidos de otras fuentes vas a usar, qué colores, y cualquier otra característica acerca de cómo se verán las publicaciones en las redes sociales de tu negocio.

Para poner a andar la estrategia de contenidos es necesario comenzar a producir piezas, ya sean fotografías, mensajes, artículos, infografías y cualquier otro tipo que se te ocurra, para ello ten en cuenta que las piezas sean fácilmente entendibles, no uses tipos de letra cursiva que aunque se vea muy bonita muchas personas no la leen con facilidad, tampoco uses palabras demasiado rebuscadas, el cerebro regularmente quiere que le den información fácil de digerir, sobre todo en redes sociales, donde la inmediatez de seguir viendo otros contenidos no permite que la gente se pare a estudiar o analizar una publicación por mucho tiempo.

Utiliza un lenguaje que se sienta cercano, redacta tus contenidos de forma tal como si estuvieras hablando con tu mejor amigo o hermano, usa palabras sencillas, lee y revisa una y otra vez antes de publicar hasta que estés seguro de que el mensaje o la pieza tenga sentido.

Lee también: “5 aplicaciones para gestionar con éxito tus redes sociales”

Si vas a montar una foto de un producto en lo posible busca siempre que haya una persona que lo esté usando o interactuando con él, esto genera mucho más Engagment con la audiencia, si vas a tomar fotos con el celular por favor revisa siempre que esté limpio el cristal de la cámara, es terrible cuando suben imágenes borrosas por el lente sucio. Ten en cuenta que haya buena luz en el lugar en el que vas a tomar la foto. Toma mínimo 10 fotos y así tendrás la posibilidad de escoger la mejor para publicar.

No abuses de las nuevas herramientas que traen los teléfonos para tomar fotos con “Belleza”, lo cual hace que la piel de las personas se vea extremadamente falsa como si fuera de plastilina y en muchos casos hasta se pierde la nariz, ya que se suaviza tanto que la nariz termina borrándose.

Busca siempre naturalidad en las imágenes, las audiencias siempre preferirán contenidos que se vean más cercanos y menos producidos, crea tus piezas para que cualquier persona las pueda entender, pero sobre todo para que las personas de tu segmento se identifiquen con ellas.

Que todo sea coherente en tu comunicación, si tu segmento o nicho es mayoritariamente de hombres busca colores más azules, verdes y grises, si tu segmento son mujeres busca tonos rosa y pastel. Procura que el color de la letra de cada pieza sea mucho más oscuro que el fondo sobre el cual la vas a poner, ten cuidado de usar letras claras con fondos oscuros, no lo recomiendo mucho.

Por último, busca los mejores horarios para publicar tus contenidos, es triste ver cómo contenidos de gran calidad quedan en el limbo porque los publican en horas en las que no hay muchas personas conectadas para verlos, hay un horario que a mi parecer es el mejor horario de todos para publicar y es en las noches entre las 8 y 10pm, otro horario que genera buenos resultados es entre las 9 y 11am.

Dentro de lo más importante a la hora de conectar con tu audiencia es que seas constante en la publicación de contenidos, una comunicación diaria con tus seguidores va a crear una relación de cercanía y confianza. Además, no olvides responder a todas sus inquietudes, dudas y mensajes de apoyo, siempre es bueno saber que las personas y las marcas pueden ser tan humanas que mantengan una comunicación de doble vía con sus seguidores y clientes.

Si tienes preguntas al respecto o  estás interesado en recibir más información acerca de cómo posicionar tu marca, productos y servicios en redes sociales escríbeme a informacion@cangrejoperez.com, actualmente hago consultorías, asesorías, mentorías y desarrollo de campañas exitosas para marcas personales, pequeñas y medianas empresas.

Sígueme en InstagramTwitter y Facebook como @CangrejoPerez.

Entra a ver mi canal de Youtube aquí: Canal @CangrejoPerez 

¡Hasta el próximo post!

Alejandro Pérez

Tus comentarios son el motor de este blog :)

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.